Internacionaliza tu negocio

Gracias al aumento de los usuarios de Internet que se ha venido produciendo de forma paulatina a nivel global en los últimos tiempos y al incremento de la actividad comercial en este medio, la internacionalización de un pequeño negocio como por ejemplo una tienda online es posible sin la necesidad de abrir una tienda física en el país donde el comerciante pretende vender sus productos y servicios.


Como consecuencia de ello los comerciantes que logran sacar adelante su comercio online consiguen ahorrar muchos recursos en logística como por ejemplo la apertura de una tienda física en el lugar donde pretenden ejercer su actividad comercial, el ahorro en personal de tienda y los gastos derivados del uso de energía entre otros.

Esto ha abierto un gran abanico de posibilidades a muchos comerciantes que de otra forma no podrían haber ampliado los horizontes y perspectivas de su negocio para ejercer su actividad comercial fuera de su país de origen con el subsiguiente aumento de las ventas que esto les puede proporcionar.

No obstante hay algo que debes tener muy claro, el hecho de que cuentes con una web de tu negocio en Internet o que tengas una tienda de comercio electrónico no significa que automáticamente puedas lanzarte a la comercialización de tus productos en el extranjero ya que para ello debes hacer un estudio previo de una serie de factores para ver si es viable y factible.


Factores que debes conocer antes de internacionalizar tu negocio

Para internacionalizar tu negocio online debes analizar distintos parámetros y saber si cuentas con todos los elementos y herramientas para afrontar el reto y poder decidir si te compensa internacionalizar tu negocio, estos son los principales factores que debes analizar:

  • Debes conocer los requisitos legales: Dentro de este factor hay distintos elementos que deberás conocer, si por ejemplo pretendes comercializar determinados productos desde España a países fuera de la UE tendrás tener en cuenta los costes derivados de los gastos de aduana, también deberás tener en cuenta las nuevas normativas y regulaciones aprobadas en Europa en relación al e-commerce, el IVA o las regulaciones específicas de los productos que pretendas comercializar.
  • Debes conocer el mercado: Antes de “lanzarte a la piscina” tienes que hacer un estudio concienzudo del mercado en el que pretendes instalarte para conocer su viabilidad, para ello es necesario que analices a la competencia, los hábitos de consumo de los países en los que te pretendes instalar, las formas de envío del producto mas viables para tu empresa, las formas de pago, la posibilidad de contar con socios en el país de destino, etcétera.
  • Haz un análisis realista: Internacionalizar tu negocio no consiste simplemente en que tengas la posibilidad de exportar un producto de un país a otro, debes analizar si tienes a tu disposición los recursos humanos y económicos necesarios que te permitan hacer frente a las necesidades de tus clientes y hagan posible que puedas prestarles un servicio de calidad, para ello debes asegurarte de que las entregas se realicen a tiempo, contar con un buen servicio de atención al cliente, como ejecutar la gestión de las devoluciones etcétera.

Estrategia para internacionalizar tu negocio online

Lo que te he descrito hasta ahora no es más que la primera parte del proceso, una vez que has analizado los factores anteriormente mencionados y te has asegurado de la viabilidad del proyecto es preciso que sigas la siguiente estrategia:



  • Debes usar dominios locales: Esto te ayudará a posicionar mejor tu negocio ya que las búsquedas por parte de tus clientes potenciales se realizarán desde las IP de esos países, así si quieres promocionarte en Inglaterra la extensión apropiada será .uk, en Francia .fr, etcétera
  • Traduce el contenido: Es fundamental que traduzcas el contenido de tu tienda online al idioma del país de origen, esto generará confianza en tus clientes, si desconoces el idioma en cuestión no acudas nunca a la traducciónautomática, contacta con profesionales.
  • Adapta los contenidos: Cada cultura tiene sus sensibilidades, particularidades, gustos y códigos, estos son factores que tendrás que valorar a la hora de confeccionar tus contenidos y tu tienda online.
  • Adapta las formas de pago: Tienes que investigar acerca de cuales son las formas mas populares de pago del país donde pretendas instalarte, no hacerlo sería un error estratégico.
  • Elabora un plan de marketing online: Es necesario que te pongas en contacto con profesionales que te ayuden a elaborar un plan de marketing online en el que se completen todos los supuestos y se den respuestas a todas las necesidades que el cliente pudiese plantear (pagos, pedidos, devoluciones, atención al cliente..) esto te pondrá en el camino correcto para garantizar el éxito de tu empresa.

Entradas populares de este blog

El email marketing

Privacidad y seguridad en redes sociales

¿Funcionan los anuncios digitales?